El Programa Territorial Integrado (PTI) Ruta de los Parques de la Patagonia de Corfo Los Lagos inició la primera etapa del estudio sobre catálogo de paisajes, realzando este recurso natural como una herramienta de gestión y planificación territorial para las comunas de Puerto Montt, Cochamó, Hualaihué, Palena, Futaleufú y Chaitén. Asimismo, se aspira a entregar sostenibilidad y protección al paisaje, el territorio y la cultura (inmaterial y material).

En Chile existe sólo un catálogo de paisajes lo que, sumado a la preeminencia del entorno para el desarrollo turístico y otras actividades productivas de la región, generó un alto interés de actores públicos y privados para asistir al taller online de lanzamiento en que se explicó la metodología basada en la construcción de mapas temáticos (bióticos, abióticos y cultural-perceptual) y posteriormente, a jornadas presenciales en Palena y Futaleufú , donde se implementará el plan piloto, levantándose información ciudadana acerca de elementos perceptuales del paisaje y reflexión sobre el significado del mismo.

Francisca Aylwin, gestora del PTI Ruta de los Parques de la Patagonia de Corfo Los Lagos, explicó que “nos pareció importante desarrollar esta consultoría para poder relevar el paisaje, es parte de nuestra vida cotidiana y lo queríamos transformar en algo consiente, aprovechando que los paisajes de esta zona todavía no están tan intervenidos y poder anteponernos y planificar cómo queremos que sea ese crecimiento. Esta herramienta será un aporte que nos ayudará a proteger el paisaje y la calidad de vida de los habitantes”.

De manera innovadora, el futuro catálogo de paisaje incluirá la percepción de las comunidades sobre su entorno natural. En palabras de Mónica Morales, presidenta de la Corporación Patrimonio y Paisaje (consultora a cargo del estudio), “es cómo el paisaje nos estimula los sentidos y qué es lo que capturamos de ahí”, por lo que a través de diferentes instancias de participación “queremos que los habitantes nos entreguen información de la memoria que ellos tienen perceptual de ese paisaje donde está anidado, por ejemplo, sensaciones del color, de los aromas, de los sonidos, los gustos, del tacto, etc. Esa es una capa súper importante y 100% cultural, pero que es provocado por los elementos naturales”.

La consultoría establece una etapa destinada a la recopilación de información documental sobre condiciones naturales y culturales que definen estos territorios: geomorfológico, geológico, hidrológicos, climáticos, flora y fauna, entre otros. Otro componente son las expresiones culturales tangibles e intangibles “porque hay mucho por descubrir que todavía no está escrito ni publicado, o no está registrado y que la propia comunidad nos puede dar esa información”, precisó la profesional. Posteriormente, se establecerá la sistematización y validación ciudadana del catálogo.

Uno de los expositores del taller informativo, Pere Sala, director del Observatorio del Paisaje de Cataluña (España), destacó esta iniciativa que ya se aplica en Europa bajo un marco normativo contribuyendo al desarrollo de los territorios. “En un sitio donde se va a hacer el catálogo tan especial y singular, el paisaje es un capital territorial que no se puede deslocalizar y por lo tanto merece una atención preferente para mantener, para mejorar la competitividad de estos territorios. De lo que se trata en definitiva es de apostar por paisajes de calidad que repercuten positivamente en el bienestar de la población, que generen oportunidades económicas y también que dinamicen cultural y socialmente un territorio”.

La consultoría se proyecta por los próximos seis meses.

Visitas: 14